viernes, diciembre 09, 2005

La bestia de Gévaudan

Entre 1764 y 1767, una misteriosa criatura asolo los campos de la región de Gévaudan, en el centro de Francia, causando muerte y terror. Su andadura comienza el 30 de junio de 1764, cuando la pequeña Jeane Boullet cae asesinada bajo las garras de un animal salvaje. Sus ataque continuaron durante los tres meses siguientes, mostrandose más frecuentes con la llegada del invierno. Aunque en un principio se penso en que era un lobo, los escasos supervivientes de los ataques y testigos rechazaron de plano la autoria de un lobo salvaje. Según ellos, la "bestia" como se la conoceria, era una criatura gigantesca de pelo rojizo con un tamaño mucho mayor que el de un lobo, con rayas negras en los cuartos traseros y una cresta de pelos largos sobre el lomo. Ante la continuada matanza se ofrecio una recompensa por el animal, congregando a cazadores de todas partes; a partir de los relatos y de las huellas, estos calcularon que el animal pesaria en torno a los 100 kg de peso. El ofrecimiento de la recompensa provoco una matanza sin igual entre los lobos del lugar, sin embargo los ataques no cesaban y la fama de la bestia crecio, se rumoreaba que su piel era inmune a las balas, y los creyentes empezaron a pensar que se trataba del mismisimo diablo.

Dibujo de epoca de la Bestia en un cartel que ofrece una recompensa por su muerte

El asunto empezo a convertirse en algo de seguridad nacional, pues el gobierno francés parecia incapaz, a los ojos de las potencias extranjeras y los enemigos internos a Luis XV, de acabar con un simple lobo. Harto del asunto, el rey envio una compañia de Dragones (cuerpo del ejercito de caballería), al que más tarde se le unirian otras tres. Esto no hizo sino aumentar la leyenda, puesto que la bestia eludio a las tropas del rey. El capitán de una de las compañias relato que vio cara a cara a la bestia, tan gigantesca como un caballo pequeño, que pronto le dejo atras a él y a sus hombres, gracias a su velocidad y agilidad, sin inmutarse ante la descarga de disparos que le arrojaron.

El nerviosismo se hizo patente, empezaron a circular los relatos de hombres lobos y demonios del averno. Se acuso publicamente a gente de ser hombres lobos responsable de las matanzas, otros cargaron contra los gitanos, a los que acusaron de haber criado una bestia infernal en sus circos. La iglesia cargo contra el rey atribuyendo la bestia a un castigo divino, e incluso se acuso a un noble que criaba en sus jardines leones, hienas y tigres de haber creado mediante cruce a una criatura mortal.

En 1766, Jean Bauterne hombre de confianza del rey, aseguro cazar a la bestia, cuyo cuerpo fue llevado a Versalles. Sin embargo la matanza continuo, y no fue hasta el 19 de junio de 1767, cuando el sexagenario Jean Chastel abatio a la supuesta bestia durante una gran batida. La leyenda aumento cuando se rumoreo que Chastel, hombre muy religioso, habia utilizado una bala de plata, fundida de un medallon de la Virgen. Chastel llevo el cadaver en avanzado estado de putrefacción a Paris donde fue victima de mofas, pero lo cierto es que las muertes se detuvieron ese mismo dia de junio de 1767, dejando un saldo de 130 victimas tras de si, la mayoria mujeres y niños, y Chastel se convirtio en un heroe para las gentes de Gévaudan.

Hoy dia aun se debate sobre el origen de la bestia. Debido a que sus restos estaban demasiado descompuestos para disecarlo y su esqueleto fue victima de un incendio en los disturbios revolucionarios, los estudiosos solo pueden especular de acuerdo a las declaraciones, tarea nada facil. Algunos sostienen que se trataria de una subespecie de lobo de gran tamaño, natural de los Alpes que se extinguio en el s.XIX. La falta de alimento le empujaria cazar humanos, presas sumamente asequibles para cualquier depredador hambriento. Sin embargo, otros expertos señalan la posible mano del hombre detras de las muertes. Algunos aseguran que algunas de las victimas mostraban signos de agresión sexual, por lo que el la autoria de un animal salvaje queda descartado, a lo que hay que sumar lo impresionante que seria que un animal evitase durante tres años centenares de batidas. Y algunos no vacilan en atribuir la autoria de las muertes a Antoine Chastel, hijo del "Heroe de Gévaudan". Antoine era un joven solitario y extraño que se internaba largos tiempos en el bosque. Asi mismo, su padre era adiestrador de perros de presa para cacerias y como era costumbre, enfundaba a los perros en armaduras de cuero para protegerles de las presas. Eso explicaria las marcas depredadoras en las victimas y su aparente invulnerabilidad a las balas. Finalmente es posible que su padre se entraria poniendo fin a los actos de su hijo (del cual se pierde la pista, quizas muriese asesinado por su padre, o fuese recluido o exiliado lejos de alli) y cazando a la supuesta bestia, para poner un final coherente a los sucesos.

Realmente la autoria de las muertes es algo que aun sigue en el aire. ¿Bestia, animal, hombre, demonio?, hay explicaciones para todos los gustos y las pruebas solidas son inexistentes.

En el año 2001 esta historia seria base para una excelente pelicula francesa, El pacto de los lobos, de Christophe Gans; cuya historia, bastante más rebuscada que otras explicaciones consigue una interesante y entretenido relato de aventuras y suspense.

Etiquetas:

4 Comments:

Blogger inquisidor eisenhorn said...

a ver para cuando hacen los gabachos una version en cine de sus monstruos de verdad...
como Gilles de Rais, mariscal de Francia que entre 1430 y 1440 se cepillo a mas de 1000 niños en la bretaña sin ninguna ayuda sobrenatural

5:20 p. m.  
Anonymous kïan said...

wuuuooh!yo veo un bixo así y corro por patas colega!!juasjuas

y el Guilles de Rais q dios no??jaja
tipico loko de pelicula,matando a todo el q s le ponga por delante jaja q amo!!
oye inquisidor eisenhorn q nmbre mas xungo no??
weno mjor no ablemos de nombres xungos..jiji^^

enga bexituuuus
un saludillo

(xXx)

9:56 a. m.  
Blogger Samuel said...

me suena familiar... http://www.cineismo.com/criticas/pacto-de-lobos.htm

11:04 a. m.  
Anonymous Goggins said...

Me parece que tu artículo acerca de la bestia de Gevaudan está bastante bien, en cuanto a lo de la película a mi me pareció bastante chafona hasta el grado de caricaturizar la leyenda al introducir a una manga de protagonistas de risa que eran una pésima combinación de Jackie Chan y Daniel Boone.

7:15 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home